Trucos para calmar al bebé

Cuidar, educar y criar a un bebé no siempre es una tarea sencilla. La llegada del bebé es un motivo de gran ilusión y alegría para toda la familia, sin embargo son muchas las dudas que nos surgen a la hora de cuidarlo. Entre las dudas más frecuentes está la de calmar al bebé. En algunas ocasiones los bebés rompen en un llanto incontrolable, que parece no tener causa y ante lo que nada parece funcionar, estos ataques pueden ocurrir a cualquier hora del día y en cualquier momento. Son un motivo de preocupación y en ocasiones de frustración para los progenitores.

El bebé se pone nervioso

En algunas ocasiones los bebés pueden ponerse nerviosos, comienzan a llorar, entran en un estallido difícil de controlar. Para los progenitores, sobre todo cuando son primerizos, puede ser motivo de gran preocupación y desesperación. Es difícil saber porque llora el bebé y más difícil todavía es saber calmarlo y acabar con sus llantos. Aunque cada bebé es diferente, y cada uno tendrá su propia personalidad, y es cierto que algunos serán más tranquilos que otros, también es cierto que todos ellos pueden tener momentos y estallidos de nervios y/o llantos.

calmar al bebé

Trucos para calmar al bebé

  • Trata de averiguar porque llora. Comprueba alguna de estas cosas: que no tenga hambre, que no tenga sueño o este cansado, que no esté sucio, la temperatura, que no tenga nada que le moleste, etc.
  • Si después de comprobar esto continua llorando, no pierdas la calma.
  • Mantener la calma es muy importante, ya que nuestra tensión y nervios se pueden transmitir al bebé y agravar la situación.
  • Conocer a tu bebé te puede ayudar para saber lo que necesita. Es normal que los adultos perdamos la calma ya que puede desesperarnos y preocuparnos no saber qué es lo que le pasa al bebé.
  • En ocasiones los bebés, al igual que los adultos pueden estar nerviosos por varias causas: ruidos que les han provocado miedo, malestar, enfados, necesidad de atención, etc. En estos casos es difícil saber lo que necesita o quiere el bebé.
  • Cógele en brazos suavemente, acércale a tu cuerpo y acúnale. Independientemente de cual sea la razón que le pone nervioso al bebé, cuando nota el calor cerca y el afecto suele calmarse. Acunarle es una buena opción, ya que ese movimiento es similar al movimiento que percibía en el vientre materno.
  • Cántale, háblale, ponle música relajante, la música es un estupendo recurso para apaciguar al bebé y para evocar estados de calma.
  • No le dejes solo tratando de esperar que se calme, ya que si así lo haces puedes provocar niveles altos de estrés en el bebé y esto tendrá repercusiones en su futuro.
  • Procura un espacio tranquilo, no demasiada gente probando varias cosas para relajar al bebé, luz tenue, pocos ruidos, no demasiados estímulos.
  • Léele un cuento o háblale suavemente, tu tono de voz ayudara a calmar a tu bebé.
  • Ante todo paciencia, comprensión y cariño.

Celia Rodríguez Ruiz

Psicóloga y Pedagoga

@Celia_RodrigRu

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.


Notice: Undefined index: deny_text in /home/educayaprende/public_html/wp-content/plugins/click-datos-lopd/public/class-cdlopd-public.php on line 346