Introduce tu email para suscribirte

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 6.354 suscriptores

El bebé en la piscina

Con la llegada de las vacaciones y del calor, comenzamos con la época de piscinas. Nuestros bebés también pasan calor y también los llevamos a la piscina, pero nos surgen algunos interrogantes ¿es bueno dejarles a la piscina? ¿Podemos bañar al bebé en la piscina? ¿Qué peligros podemos tener? ¿Qué precauciones debemos tomar?

 

El bebé en la piscina

Los bebés han pasado los 9 meses de embarazo en un medio acuoso y por lo tanto disfrutaran muchísimo en el agua. Sin embargo, debemos tener en cuenta algunos peligros y llevar a cabo algunas recomendaciones.

¿Es bueno llevar al bebé a la piscina?

Llevar a nuestro bebé a la piscina es bueno para su desarrollo.

  • Por un lado disfruta del aire libre, del sol que es necesario para su crecimiento.
  • También disfruta de la compañía de otros niños y otras personas, lo que favorece su socialización.
  • El bebé se moverá en el agua mejor que fuera y esto permitirá una estimulación para su desarrollo psicomotor.
  • El bebé disfrutará de la compañía de papá y/o mamá en la piscina y podemos estrechar lazos y fortalecer los vínculos afectivos de toda la familia.

bebe en la piscina

¿Qué peligros podemos tener?

Algunos son los peligros que debemos tener en cuenta antes de llevar a nuestro bebé a la piscina.

  • La piel del bebé aún es muy sensible y los rayos de sol pueden ser especialmente perjudiciales para el bebé. Es fundamental proteger su piel de quemaduras solares.
  • El bebé está desarrollando sus defensas, es por ello que debemos tener cuidado y secarle bien para que no coja frio o infecciones no deseadas.
  • Aunque el bebé se mueva muy bien en el agua, nunca debe estar solo sin la vigilancia de un adulto.
  • Cuidado con tragar demasiado agua.
  • El cloro de la piscina puede irritar sus ojos y su piel.
  • Cuidado con los juguetes, que pueden tener piezas pequeñas.
  • Los flotadores, manguitos y otros objetos que sirven para ayudarle a flotar, pueden colocarse mal o moverse y colocar al bebé en una postura peligrosa, por lo que siempre deben tener la vigilancia de un adulto.

 

¿Qué precauciones debemos tomar cuando vamos a la piscina con un bebé?

  • En primer lugar crema protectora solar. Es imprescindible proteger la piel del bebé de las quemaduras solares, para ello debemos usar cremas con un alto índice de protección solar, existen muchas indicadas para niños. Es aconsejable echar la crema una media hora antes de exponer al sol y volver a echar crema de vez en cuando.
  • Además de la crema protegeremos al bebé del sol, con una gorra para la cabeza y sombrilla.
  • También es muy importante llevar pañales para cambiarle siempre que sea necesario.
  • Toallas y ropa seca, que nos permita dejar el cuerpo del bebé libre de humedad después del baño.
  • Bañar al bebé es bueno y permitirle que se mueva en el agua, pero nunca debemos dejar de vigilar al bebé. Es decir, siempre el bebé en la piscina ha de estar acompañado de un adulto, tanto dentro, como fuera del agua.
  • Lleva un biberón con agua para que beba suficiente agua y evitar que se deshidrate con el calor.

 

Celia Rodríguez Ruiz

Psicóloga y Pedagoga

@educa_aprende

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

>